“Seminario Latinoamericano: Migraciones, Refugio y Trata de Personas”

                                       “Miren cuán bueno es que los hermanos habiten juntos” (Salmo 133)

Del 14 al 17 de septiembre en Tegucigalpa, capital de Honduras, se desarrollo el seminario latinoamericano sobre migraciones, refugio y trata de personas, que contó con la participación de 60 personas entre obispos, sacerdotes, religiosas, laicos y laicas de América Latina y el Caribe, el encuentro estuvo convocado por el Departamento de Justicia y Solidaridad del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM) y por el Secretariado Latinoamericano de Càritas.

VER, JUZGAR y ACTUAR, fue la metodología que se utilizó en el encuentro, este método permitió a las y los participantes VER la realidad que viven los hermanos migrantes en su camino hacia Estados Unidos y otros destinos del continente.

Los testimonios de vida de hermanos y hermanas migrantes, refugiados y trata de personas dejan ese sabor amargo de cuanto sufrimiento es causante el ser humano y cuanto falta por hacer verdaderas sociedades MAS HUMANAS, y que sin embargo, al mismo tiempo son ejemplo de ESPERANZA.

Ellas y ellos, quienes más allá de las adversidades, siguen en pie de lucha, siguen con sueños, con ganas de salir adelante y sobre todo reafirmando su fe por ese Dios de la vida y amor que les cuida. “He visto la humillación de mi pueblo” (Ex 3,7).

Los Fundamentos Doctrinales de la Pastoral de la Movilidad Humana también fueron parte de la reflexión en el encuentro mediante el JUZGAR, para este momento se contó con expositores de la región, quienes tuvieron la tarea de hacer una aproximación desde diferentes aristas.

(1) Fundamentos bíblicos, la ternura, la misericordia, una Iglesia Samaritana son parte de los llamados que nos hacen; (2) la Movilidad Humana en Aparecida, un llamado a promover espacios de diálogo intercultural y ecuménico, los cuales tengan como centro al Ser Humano y su Dignidad. Las exigencias pastorales deben estar al servicio pastoral de las y los hermanos en movilidad, ser facilitadores del encuentro, promover una ciudadanía universal, ser portavoces de denuncia e incidencia y ser una Pastoral de Acogida.

Finalmente (3) El Papa Francisco ante la Migración, su pedagogía basada en ser Pastor, CERCANÍA con el pueblo y con los que más sufren, no manda representantes sino va él a donde está su pueblo que sufre como Lampedusa, México; Profeta, denuncia las causas y consecuencias y nos llama a construir una nueva humanidad, un nuevo orden político, económico, cultural y religioso y; Hombre de Esperanza, nos propone una conversión partiendo de la misericordia “Ser una Iglesia sin fronteras”.  “Yo soy la luz del mundo” (Mt 25,35).

Y en el ACTUAR se presentó experiencias de trabajo de la Iglesia en la región y como acompaña a las poblaciones migrantes, refugiadas y trata de personas, en esta ocasión se conoció el trabajo de Brasil, Colombia, Honduras y México.

seminario_migraciones_celam_fotos_davidson-100

Finalmente, se presentó la propuesta de la integración de la Red CLAMOR (Red Latinoamericana de Movilidad Humana, Trata y Refugio de Personas). Es necesario unir todas las fuerzas dispersas de la Iglesia Latinoamericana y  fortalecer en la unidad nuestros servicios encaminados a los migrantes, refugiados y víctimas de trata porque la realidad de nuestras hermanas y hermanos que sufren va creciendo exponencialmente en distintas regiones de América y del mundo.  “Anduve forastero y me recibiste” (Mt 25,35).

En este marco se desarrolló el Seminario Latinoamericano sobre Migración, Refugio y Trata de Personas, dejando grandes retos y desafíos para la Iglesia Latinoamericana  en su esfuerzo esperanzador por articular acciones y unir esfuerzos ante esta realidad la cual, el Papa Francisco ha llamado “la peor catástrofe humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial”[1].

El seminario se realizó en el Centro de Espiritualidad Campus El Tabor – Las Tres Rosas, Valle de Ángeles Francisco Morazán.

Por: Cristina Pancho

[1] http://www.lanacion.com.ar/1889978-papa-francisco-refugiados-lesbos

No hay comentarios

Agregar comentario