Del 3 al 7 de febrero se realizó en Valle de los Ángeles, Honduras, el XIX Congreso Latinoamericano y del Caribe, bajo el lema:” Iglesia en salida que Transforma y Cuida la Casa Común. Participaron del encuentro, Obispos, Presidentes y Directores Ejecutivos las Cáritas de América Latina y el Caribe.

Temas como: Migración, Cuidado de la Casa Común, Violencias, Gobernabilidad y Corrupción, Nuevas Economías y Fortalecimiento de las Caritas parroquiales y diocesanas, fueron temas de los talleres durante la jornada de trabajo que se desarrolló en el congreso.

Durante los días del encuentro se experimentó la presencia del Espíritu de Dios y la fuerza de nuestros Mártires para discernir la realidad de dolor y sufrimiento de nuestro Pueblo pobre que experimenta los rigores de la exclusión. La falta de oportunidades para el desarrollo, la migración forzada, la trata de personas, la fragilidad democrática, el extractivismo que deteriora el Medio Ambiente y muchos otros males.

Estas realidades que producen dolor y sufrimiento no son queridos por Dios ni están estipulados en el proyecto del Reino de Paz, Justicia y Amor sino que quiere que vivamos en plenitud (Jn 10,10).

En una muy sentida carta del Papa Francisco dirigido a los participantes del congreso y través de ella a las Caritas de América Latina y el Caribe nos dice que nuestros pueblos de América Latina claman en medio de tantas injusticias y violencia sufrida. Frente a este clamor la Iglesia no puede tener oídos sordos ante este clamor. No escuchar el clamor de los pobres nos ubica fuera del proyecto del Padre, porque nosotros somos los instrumentos para la liberación de nuestro pueblo (Cfr. EG, n. 187).

Con este objetivo y bajo la metodología Ver, Discernir, Actuar, se trabajó en 8 talleres en donde se abordaron las siguientes temáticas:

  • Gobernabilidad y Corrupción
  • Cuidado de la creación
  • Migración
  • Nuevas economías en América Latina
  • Democracia
  • Violencia
  • Fortalecimiento institucional

El análisis de cada uno de estos talleres logro determinar ejes transversales que han marcado tendencia en el trabajo:

1.- FORMACIÓN:

a) Identidad y espiritualidad
b) Fortalecimiento institucional
c) Ecología integral, cuidado de la casa común, en la línea de Laudato Si

2.- INCIDENCIA SOCIAL Y POLÍTICA:

Para que haya respeto a los derechos humanos, políticas públicas más justas, para construir paz en la justicia.

3.- OBSERVATORIO SOCIO PASTORAL:

Para visibilizar las experiencias, articularnos, reactivar la red Caritas.

Concluimos que la misión de Cáritas es promover una nueva civilización del amor y buscar solidaridad participando de la vida social que nos hace artesanos de nuestro destino común y cuidadores de los dones recibidos y transformadores de un futuro libre de violencia.

Ante esta realidad y teniendo en cuenta la Doctrina Social de la Iglesia actualizada por el Magisterio del Papa Francisco el congreso nos comprometemos a:

Defender la Primacía de la Persona Humana y el lugar prevalente de los Derechos Humanos en nuestro quehacer pastoral.

Trabajar por una Democracia con valores y que suscite el discernimiento, la participación y el compromiso de todos los que formamos la Iglesia.

Fortalecer Institucionalmente nuestras Cáritas, acompañando a las más débiles, para el servicio de la Diakonía promoviendo el Desarrollo Humano Integral a la luz de la Doctrina Social de la Iglesia.

Promover y acompañar iniciativas de paz y de atención a las víctimas de los conflictos en los países y regiones en los que prevalece la violencia.

Defender la Casa Común desde un compromiso con una Ecología Integral.

Contribuir con nuestra sociedad para revertir el flagelo de la corrupción que afecta la Gobernabilidad en nuestros pueblos.

Promover una economía con rostro humano donde prima la dignidad de la Persona Humana. Ser una Iglesia Samaritana para dar respuesta al fenómeno migratorio que afecta a nuestros pueblos.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Síguenos en: