El año pasado se informó que el Ártico se está calentando dos veces más rápido que los demás lugares del mundo, la región se calienta y el hielo sigue derritiéndose.

Este mes de enero y febrero  el hielo del Mar Ártico se encogió hasta el punto más bajo jamás registrado por satélite durante dos meses consecutivos. Y parece que las cosas no están mejorando, pues se espera que la cubierta de hielo se mantenga baja, ya que la cubierta de hielo alcanza su punto máximo a finales de febrero y a principios de marzo.

Los nuevos datos han sido publicados por la Centro Nacional de Datos de la Nieve y el Hielo de USA  (National Snow and Ice Data Center) que ha dicho que enero de 2016 fue  “un mes muy caliente”. Las cifras muestran cómo la capa de hielo de mar disminuyó un promedio de 13,5 millones de kilómetros cuadrados para este mes, que es de 1,04 millones de kilómetros cuadrados menos que el promedio de 1981 a 2010. También es 90.000 kilómetros cuadrados  por debajo del anterior récord de los meses de enero, que se presentó en el  2011.

02

Oso polar muerto a causa del cambio climático. Fuente: meteorologiaenred.com.

Las cifras de febrero son aún peores. El mes pasado la cubierta de hielo total fue de 1,16 millones de kilómetros cuadrados a continuación el promedio de 1981 a 2010 y un impactante 200.000 kilómetros cuadrados  menos que el récord anterior baja febrero de 2005. Esto indica que no será un buen año para la región polar, algo que sin duda tendrá un gran impacto en la fauna que depende del hielo marino para sobrevivir.

Las regiones que han perdido la mayoría de hielo en el Atlántico Norte son: el mar de Barents, el mar de Kara y el mar de Groenlandia Oriental, mientras que en el lado del Pacífico, se observaron por debajo de la cubierta de hielo promedio en el mar de Bering y mar de Okhotsk. Las razones de esta dramática pérdida de hielo marino se cree que está influenciado no sólo por las “inusualmente altas temperaturas sobre el océano Ártico”, sino también por una particularmente fuerte oscilación negativa del Ártico.

Este es un patrón de variaciones de presión del nivel del mar sobre la región, que se caracteriza por vientos que circulan en sentido antihorario alrededor del Ártico. El patrón de este año “contó con más presión media sobre Siberia central norte en las regiones del mar de Kara y Barents,” siendo inferior al promedio en el Pacífico Norte y Atlántico Norte. Es esto, en combinación con la temperatura atmosférica de 6°C.

Fuente de la imagen: abc.es.

Fuente de la imagen: abc.es.

La verdadera prueba, sin embargo, vendrá este verano cuando los científicos medirán en qué momento el hielo comienza a romperse y retraerse. Esto es normal y alcanza su nivel más bajo en septiembre, siendo el 2012 el año el más bajo para un  verano. Si continúa la tendencia actual, que para enero está viendo una reducción en la extensión del hielo del 3.2 por ciento para la  década, las cosas tampoco son buenas para el verano de este año.

Artículo original por Josh L Davis, vía iflscience.com.
Traducción por Omaira Ospina Ante.

Haz un comentario:

*

Tu email no se publica.

Síguenos en: