Alrededor del 66% de las personas que salen de Venezuela hacia Brasil y Ecuador no tienen información sobre los países de acogida. Esto es lo que revela el diagnóstico realizado por el proyecto MigraSegura.

Para los migrantes provenientes de Venezuela, tener más certeza sobre sus decisiones de salida y llegada basadas en información confiable puede ser fundamental. Como parte de la implementación de la plataforma MigraSegura, Cáritas Brasileira y Cáritas Ecuador realizaron en diciembre de 2020 un diagnóstico para comprender los desafíos relacionados con la falta de información de los migrantes en los países de acogida. La encuesta entrevistó a 807 familias y 15 representantes de organizaciones que trabajan con personas en situación de movilidad humana en ambos países, como son: Defensoría Pública da União (agencia gubernamental en Brasil), ACNUR, OIM, Servicio Jesuita a Refugiados, Misión Scalabriniana, Instituto de Migración y Derechos Humanos, Agrupación Marista Ecuatoriana, Centro de Atención al Migrante y la Red Cáritas.

Las familias fueron entrevistadas en 8 ciudades de Brasil (Boa Vista, Brasília, Curitiba, Florianópolis, Porto Velho, Rio Branco, São Paulo y Assis Brasil) y 4 ciudades de Ecuador: Lago Agrio y Tulcán (zona fronteriza norte) y Quito y Machala (frontera sur).

La encuesta. La falta de información es un gran problema para los migrantes venezolanos, lo que los ubica en mayor riesgo de vulnerabilidad. Actualmente hay más de 5 millones y medio de personas venezolanas en tránsito según el ACNUR. Más de 5,6 millones, según datos de R4V (plataforma de coordinación entre agencias para refugiados y migrantes de Venezuela). Cerca de 150 mil en Brasil y 180 mil en Ecuador, según datos oficiales. Además, se estima que casi 700 mil personas aún no han logrado regularizar su situación según ACNUR.

Datos clave – Con base en el diagnóstico, por ejemplo, se sabe que entre las principales razones para que las familias se vayan de Venezuela están: “la escasez de alimentos en el país (75%), seguida de la falta de empleo (70%) y acceso limitado a servicios de salud y medicamentos (58%). Las familias entrevistadas eligieron sus países de acogida (Brasil o Ecuador) principalmente por sus mejores perspectivas laborales (68%), seguidas de una mejor situación de seguridad (47%) y mejores perspectivas educativas para niños y jóvenes (39%) ”.

También según el diagnóstico, «cerca del 80% de las familias venezolanas entrevistadas informaron que tenían la intención de quedarse en la actual ciudad donde se encuentran». Sin embargo, antes de su llegada a los países de acogida, “solo el 34% de las familias entrevistadas reportaron haber tenido acceso a información sobre la nueva ubicación. Aquellos que dijeron tener información previa indicaron que les ayudó a tener una experiencia de inmigración más segura”. La gran mayoría de familias llegaron a sus países de origen hace menos de 3 años.

Según Cristina dos Anjos, asesora nacional de Cáritas Brasileira para las Migraciones y coordinadora regional del proyecto MigraSegura, “del diagnóstico que hicimos, podemos comprobar esta situación: la poca información que llega a los migrantes; la poca información que tienen cuando salen de sus países. Vienen sin saber lo suficiente de lo que encontrarán. Y cuando llegan al país, en realidad tienen poca referencia, pocas posibilidades de organizarse, de dónde buscar información, de conocer sus derechos ”.

Plataforma de información – con datos robustos como estos, la plataforma MigraSegura se está construyendo para satisfacer las principales demandas de información de las personas migrantes. El servicio prioritario será la disponibilidad de información relevante, actual y crítica de seguridad y mitigación de vulnerabilidades. Según la encuesta, los migrantes (95%) quisieran conocer y utilizar servicios destinados a brindar información sobre procesos migratorios, servicios sociales y humanitarios.

“Entendemos que la información para los migrantes venezolanos y también para otros migrantes de otras nacionalidades es fundamental al llegar a otro país. Cáritas entiende que esta plataforma puede ser un instrumento de gran valor en el proceso de apoyo a los migrantes. También entendemos que es una plataforma que puede ser un aporte a otras entidades y otros organismos, por lo que es posible tenerla como referencia. No es un instrumento que solo servirá a los migrantes, sino también a estudiantes, otras organizaciones y personas que buscan información sobre la migración ”, dice Cristina.

Para Angélica Furquim, quien también está en la asesoría nacional de Cáritas Brasileira y es coordinadora del proyecto en Brasil, la propuesta de MigraSegura es brindar información segura a los migrantes. “Un dato que me llama la atención en el diagnóstico es que el 44% de las familias entrevistadas dijeron no saber dónde encontrar información sobre servicios humanitarios y psicosociales. Y el 35% no sabe dónde encontrar información sobre trámites migratorios. No imaginamos que este porcentaje fuera tan alto; casi la mitad de las personas no tienen estas referencias. Los dos mayores desafíos de MigraSegura serán hacer que información como esta llegue a las personas y que les llegue de una manera a que todos puedan acceder, tanto en contenido como en comunicación.”

Esto también es apoyado por Karina Villacís, quien coordina el proyecto en Ecuador, a través de Cáritas Ecuador. «Hemos construido MigraSegura con un lenguaje sencillo y fácil de entender para todos, queremos que la plataforma sea un referente de información sobre migración para todos no solo en Ecuador, sino en América Latina». Y agrega otro desafío: “Esta plataforma debe ser distinta a las que ya existen. Para ello, Karina apuesta por la reputación y confianza que la Red de Cáritas ofrece a los migrantes, “Una gran sorpresa cuando levantamos la información para el diagnóstico en Ecuador, fue saber que cuando escucharon que éramos de Cáritas, los entrevistados nos asociaron directamente con quienes pueden pedir ayuda. Sobre todo, la población venezolana en Ecuador ve a Cáritas como un referente de colaboración, apoyo, cercanía y acompañamiento ”.

Más datos – Entre otros resultados de la encuesta, cerca del 54% de las familias entrevistadas, desean informarse sobre cómo conseguir un empleo, puesto que es la principal necesidad de las familias venezolanas, seguida de cómo regularizar la situación migratoria (42 %) y cómo obtener atención médica o medicación (22%).

La pandemia de Covid-19 también tuvo un impacto significativo en la vida y el bienestar de las familias venezolanas entrevistadas en Brasil y Ecuador. Según el diagnóstico, más de la mitad de las familias (67%) informaron que al menos un miembro perdió su trabajo durante la pandemia, mientras que reportaron una reducción en los ingresos familiares (67%). Se informó que el aumento del estrés y la tensión para los miembros de la familia es el tercer impacto importante.

Es más, el 60% de las familias informaron que la pandemia ha limitado su capacidad de acceder a información sobre los procedimientos y servicios de inmigración, lo que ha provocado que actualmente tengan su documentación vencida o esperen una respuesta a sus procedimientos de inmigración durante largos períodos de tiempo.

El diagnóstico también trató de comprender cómo las personas buscan información. Y la búsqueda de medios digitales es muy intensa. En los datos obtenidos, la gran mayoría de las familias entrevistadas (90%) informaron tener acceso a algún tipo de dispositivo móvil que se conecta a internet (smartphone, tableta o computadora). Además, el 67% informó tener acceso a Internet todos los días, mientras que sólo alrededor del 12% informó que nunca o casi nunca tuvo acceso a Internet.

En el análisis de datos sobre los medios de acceso a la información más frecuentemente usados por ellos, destacan las redes sociales, como Facebook, Instagram y Twitter, como los más usados. Aunque también reconocen a Whatsapp como una gran herramienta de comunicación a través de la cual llega más información sobre documentación, servicios sociales y humanitarios.

MigraSegura – En la plataforma será posible encontrar información sobre legislación, espacios de acogida, indicaciones de redes de asistencia social, información sobre el mundo del trabajo y otros. Se puede acceder a la plataforma a través de teléfonos celulares, tabletas y computadoras.

Esta es una iniciativa de Cáritas Brasileira en alianza con Cáritas Ecuador, financiada por el JuntosEsMejor Challenge, de USAID y el Banco Interamericano de Desarrollo, con el apoyo de CRS.

Como parte de una acción de Cáritas, MigraSegura está dentro de la perspectiva de la Iglesia Católica para migrantes Desde hace varias décadas, la Iglesia celebra eventos de reflexión sobre el tema, como la Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado (desde 1914). Esta agenda es especialmente fuerte en la acción pastoral.

Síguenos en: @migrasegura

migrasegura.org

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Síguenos en: