En el marco de la conmemoración del Día de la No Violencia contra la Mujer, este 25 de noviembre se llevó a cabo en la Arquidiócesis de Portoviejo varios actos alusivos a este día, en los cuales se contó con la asistencia de alrededor de 1000 mujeres, autoridades eclesiales, provinciales, representantes de la Corte Provincial de Justicia Provincial y el Consejo de la Judicatura.

El evento principal realizado el 25 de noviembre, inició con la Eucaristía presidida por Monseñor Eduardo Castillo, Administrador Apostólico de Portoviejo; en su homilía resaltó la importancia de conocer las enseñanzas de Cristo y que estas se conviertan en parte de la vida para así lograr una verdadera paz sin violencia, que permita a la mujer y a su familia vivir en una comunidad cada vez más fraterna y solidaria.

Terminada la celebración, las organizaciones de mujeres realizaron una marcha simbólica por las avenidas aledañas a la Catedral de San Pedro en Portoviejo, con la cual querían dar a conocer a la ciudadanía la necesidad de erradicar la violencia contra la mujer y la importancia de que la mujer encuentre espacios de formación y capacitación para su desarrollo.

Las palabras de bienvenido estuvieron a cargo del Padre José García, Secretario Ejecutivo de Pastoral Social Cáritas Ecuador, quien recalcó que el trabajo que se realiza desde la Iglesia no debe parar porque aunque se han dado pasos importantes es necesario seguir trabajando, porque la violencia aún existe; por lo que hay que seguir involucrando a la mujer y a su familia e invitarles a que se sumen para que sean más las familias que celebren la no violencia.

El Prefecto de Manabí, Economista Leonardo Orlando, en su discurso señaló que la mujer es un pilar fundamental en la familia y reiteró su compromiso y del Gobierno Provincial de Manabí de brindar todo el apoyo que sea necesario para las actividades que realicen en favor de la mujer y su familia; resaltó la magnífica obra y trabajo que realiza la Iglesia de Portoviejo, aunque reconoció que a pesar del camino recorrido aún falta mucho por hacer para erradicar todo tipo de violencia.

En sus intervenciones la Presidenta del Consejo de la Judicatura y el Presidente de la Corte de Justicia de Manabí informaron sobre las actividades que llevan adelante gracias a los convenios interinstitucionales con la Arquidiócesis de Portoviejo, así como también de las acciones que llevan adelante en el ámbito de justicia y en especial a favor de la mujer y la familia.

Finalmente en sus palabras de agradecimiento por parte de Reina Barahona, Coordinadora del Programa de la Mujer de la Arquidiócesis de Portoviejo, agradeció la asistencia de las autoridades eclesiales y provinciales; enfatizó la necesidad del trabajo conjunto entre todos los actores sociales para fortalecer los procesos que se han venido desarrollando durante 27 años y recalcó que falta mucho por hacer, es primordial buscar las herramientas que sean necesarias para terminar con esta lamentable realidad social.

Al finalizar el evento se invitó a los asistentes a visitar los stands donde estaban en exhibición los emprendimientos de las organizaciones de mujeres, entre los que se podía encontrar productos como: artesanías, alimentos, tejidos, bisutería, entre otros.

CategoryDiócesis
Haz un comentario:

*

Tu email no se publica.

Síguenos en: